Cada vez son más las personas que eligen un camping para disfrutar de sus próximas vacaciones, sobre todo si éstas son con niños y en familia. No lo decimos nosotros, los datos hablan por sí solos: según el Instituto Nacional de Estadística (INE), los alojamientos turísticos extrahoteleros -como es el caso del camping- ya superan los 130 millones de pernoctaciones al año en el conjunto de España.

El camping se ha consolidado como una opción de primer orden en lo que a turismo familiar se refiere dado los beneficios y ventajas que este ofrece:

  • disfrutar de una opción diferente durante cualquier época del año
  • un maravilloso tiempo de ocio en plena naturaleza
  • practicar deportes al aire libre
  • descubrir nuevas ciudades, pueblos, paisajes y playas
  • conocer nuevas amistades

Siempre hay una primera vez para disfrutar de una primera experiencia en el camping, no importa que no hayas pasado con anterioridad unos días en alguno, es una opción que acaba conquistando a toda aquella familia que lo prueba. Y es que la imagen actual del camping ha cambiado mucho respecto a la que se tenía hace décadas. Ahora la gran mayoría de estos están repletos de servicios con los que atraer la atención del turista y permitirles disfrutar de unas vacaciones de ensueño sin que le falte absolutamente de nada y en las mejores condiciones. Además de un gran número de actividades con los que pasar las mejores vacaciones en familia. Y todo conectado con algo tan necesario como es la NATURALEZA.

Disfrutar de las ventajas de un camping no solo ayudará a los más pequeños de la casa a pasar unas vacaciones de ensueño sino también a los adultos de una manera de volver a la niñez, a esa vuelta al pueblo, a las jornadas maratonianas jugando en la calle, en el campo o en el mar con los amigos y la familia. Donde incluso se perdía la noción del tiempo y dónde hoy en día acumulamos gran parte de nuestros más tiernos recuerdos. Imagina que, como padre o madre, puedes ayudar a que tus hijos puedan almacenar esos buenos y bonitos momentos en su memoria disfrutando de las bondades de un camping y de gratas y cómodas experiencias en encantadores bungalows donde no falta de nada. Y sobre todo espacios donde jugar de forma libre y segura con la máxima felicidad. Las vacaciones ideales.

Dónde estamos

Un fin de semana, el próximo puente, en las próximas vacaciones de Pascua o para las vacaciones de verano, opta por un puente con uno de nuestros campings de la Costa Daurada. Un paraíso repleto de bonitos paisajes, increíbles playas, copiosa naturaleza y en cómodos bungalows donde pasarlo en grande. 

Certificado como destino familiar, la Costa Daurada se encuentra muy bien comunicada por carretera, a apenas una hora de Barcelona y Castellón y a tan solo dos de Valencia. Un total de 92 km de extensión y más de 60 playas pensadas para disfrutar del turismo familiar más exigente. A lo largo y ancho de su geografía podemos encontrar lugares imprescindibles que descubrir cerca de nuestros campings con municipios tan turísticos como Salou, Cambrils o Vila-Seca La Pineda.

Para los más jóvenes (y también para los adultos) además se encuentra el parque de atracciones más visitado de toda la Península Ibérica, Port Aventura, otra razón de peso más para practicar turismo en los campings de la Costa Daurada. Además la propia e histórica ciudad de Tarragona ofrece infinidad de opciones para no aburrirse, todo lo contrario: el Parque Natural del Delta del Ebro, la Tarraco Romana, la ruta del Císter, pueblos medievales como Montblanc o practicar el mejor turismo de aventura en familia con rutas de senderismo o parques de multiaventura.

¿Por qué elegir campings de la Costa Daurada?

La respuesta es fácil: una completa oferta familiar y de ocio con la que disfrutar todos juntos, cómodamente hospedados en confortables bungalows y en campings donde no falta de nada. Con una oferta complementaria destinada a niños, servicios de campings pensados para el disfrute de las familias y un modelo de turismo familiar de gran calidad.

Por un lado los padres se lo pasarán en grande sociabilizando con otros padres y los niños aún más, conociendo nuevos amigos, de esos de la infancia que quedan para siempre. Además en los campings de la Costa Daurada se puede disfrutar de una amalgama de actividades al aire libre, carriles bici -como el de une Salou, Cambrils y Vilaseca-, torneos de futbito, aquagym o padel en infraestructuras de calidad y cómo no, un turismo natural y de relax que ayudará a desconectar de la rutina diaria tanto a padres como a niños.

Los campings de la Costa Daurada están rodeados de playas, montañas, espacios naturales, con la belleza del Delta del Ebro, las montañas de Prades, el Camí de Ronda o el Montsant como solo algunas de las zonas naturales imprescindibles que visitar. Interesantes rutas para la práctica de senderismo y deporte al aire libre, disfrutando de las bondades del llamado slow tourism, el turismo más relajado y natural, donde todo ocurre más despacio y conseguimos esa tranquilidad tan necesaria. Y como no, con las ventajas de la gastronomía de la zona, la auténtica gastronomía mediterránea preparada con los mejores productos frescos y ecológicos. ¡Te esperamos en los campings de la Costa Daurada, claro que sí!

 

Comments are closed